ADABI - Noticieros que nacieron para quedarse



 

 

Spanish English French Italian

Búsqueda avanzada

Dentro de las entrañas de la Cineteca Nacional de México se encuentra una colección de noticieros que han sido rescatados poco a poco gracias a la digitalización que se lleva a cabo en esta institución y que es posible consultarla en el Área Acervos Videográfico, Iconográfico y Digital. Tal fue el tema que se abordó en la vigésima cuarta tertulia de Adabi de México que tuvo como invitada a la maestra Tzutzumatzin Soto Cortés, coordinadora del área del acervo antes mencionado; ella goza también del mérito de haber trabajado en un proyecto realizado por Adabi con Oaxacacine . Entrando en materia relató como hace años en un trabajo de rescate encontraron en la bodega del Cinema Gou de Oaxaca una serie de latas que contenían noticieros mexicanos como "Nueva Ema" y "Telerevista" identificadas con un número serial y con la nota de si contenían noticias o temas que podían exhibirse en cualquier fecha, instrucciones valiosas para los programadores de la exhibición diaria. Estos noticiarios se pasaban antes del largometraje, sin embargo, no existió por mucho tiempo la posibilidad de consultarlos, por lo que, una vez que eran proyectados, era casi imposible que el espectador los volviera a ver de nuevo en tiempo futuro. Cuatro décadas duraron aproximadamente los noticieros cinematográficos iniciando en 1940, e inclusive, fueron precursores de los noticiarios televisivos, que se iniciaran una década después.

Los noticiarios presentaban reportajes sobre diversos temas políticos, económicos y sociales, incluyendo los espectáculos y en algunos, un segmento cómico, cuya duración variaba de 10 a 15 minutos. A mediados de siglo, los noticiarios se vieron influenciados por los "newsreel" norteamericanos, destacando entonces los aspectos "más frívolos" de la vida cotidiana y hasta la década de los setenta se enfocaron a difundir una realidad que no era propia de la mayoría de la población mexicana, en un intento voluntario de presentar un nuevo México al estilo del "american way of life". Entre los noticieros que todavía se halla material se encuentran: Cine Mundial, Noticiero mexicano, Cineverdad, Cinescopio, El mundo en marcha, Novedades Continental, entre muchos otros, que están disponibles a consulta en la Filmoteca de la Universidad Nacional Autónoma de México.

Para ejemplificar este discurso, la ponente presentó en primera instancia el video "La imprenta moderna" en donde se aprecia el registro de cómo se fabricaban los libros en la década de los 40; seguido de diversos noticiarios como el Departamento Autónomo de Prensa y Publicidad -DAPP-, una gira gubernamental de Lázaro Cárdenas con títulos en francés -creado a propósito de ser distribuido en los países de habla gala-; varios cortos sobre la toma de protesta de Miguel Alemán como gobernador de Veracruz; un video del Noticiero Continental de la década de 1980; un número del Noticiero Mexicano Excélsior, entre otros, procedentes de la Colección Miguel Alemán, donada por la fundación del mismo nombre en dos fechas distintas. En la proyección de estos noticiarios fue posible identificar numerosas líneas de investigación que se pueden crear con este material audiovisual.

Se habló también de los noticiarios silentes, que también se han rescatado, y algunos hasta musicalizado en vivo lo que añade un valor agregado a la información fílmica. De igual manera la maestra Soto abundó en la importancia de difundir los acervos fílmicos, que mucho se ha logrado con el festival Ambulante, gira de documentales, mismo que ha generado un incremento en las consultas de investigadores de todo tipo a los noticiarios y documentales en general. Afirmó que gran parte de los materiales rescatados en la Cineteca Nacional se encuentran disponibles a través del canal de You Tube denominado "Miradas al acervo". Para conseguir que este material vea "la luz"  un comité selecciona cuáles son los materiales que pueden ser sujetos a una digitalización, se escogen y atraviezan por un proceso de revisión, estabilización y en algunos casos de restauración para que puedan pasar al trabajo final de digitalización; cabe mencionar que audio y video se digitalizan por separado y mediante un programa de computación se vuelven a unir ya en una versión digital.