ADABI - Participación de Adabi de México en el evento “2018 Premio Jikji. Mesa redonda 2.0”



 

 

Spanish English French Italian

Búsqueda avanzada

Durante los días 1 al 3 de octubre del año en curso se realizó en la ciudad de Cheong Ju, Corea del Sur,  el encuentro que reúne a  las instituciones que han sido galardonadas con el Premio UNESCO/ Jikji  Memoria del Mundo.

Desde hace 14 años que se instituyó el  Premio UNESCO / Jikji de Memoria del Mundo,  su propósito ha sido tanto conmemorar la inscripción del Buljo jikji simche yojeol,[1] el libro más antiguo, impreso con tipos móviles de metal, existente en el Registro de la Memoria del Mundo, así como recompensar los esfuerzos que contribuyan a la preservación y accesibilidad del patrimonio documental como legado común de la humanidad.

El objetivo del Premio que se otorga desde el año 2001,  cada dos años, está de conformidad con las políticas de la UNESCO, y relacionado con el programa de la Organización para fomentar el acceso universal a la información y conocimientos de la humanidad.

En el año 2013 ADABI de México recibió esta distinción “por su iniciativa innovadora para preservar, digitalizar y promover la accesibilidad de los archivos, así como sus programas de capacitación educativa y profesional.”

A partir de entonces, ADABI ha sido invitado en dos ocasiones a participar en la Mesa Redonda que se celebra, que tiene por objetivo reunir a los representantes de las instituciones que han sido reconocidos con este Premio a fin de  aportar sus experiencias en el tema de la preservación del patrimonio documental universal.

En el año 2014 acudió la subdirectora de  ADABI en representación de nuestra institución.  Repitiendo en esta ocasión la misma subdirectora  quien tuvo una participación junto con los otros seis delegados de las instituciones premiadas más el representante de la organización galardonada en este año, que fue la organización no gubernamental SAVAMA DCI/ Sauvegarde et valorisation des Manusctrits pour la Defense de la Culture Islamique.

El tema de la mesa redonda  correspondiente al día 2 de octubre  que tuvo como tema “En busca de la corporación global y agenda del patrimonio documental para el Premio Jikji  de la UNESCO 2.0”, participaron los siguientes representantes:

El Sr. Adolf Adolf Knoll de la Biblioteca Nacional de la República Checa  (Premio Jikji 2015), mencionó que su institución es una de las bibliotecas más antiguas, pues sus orígenes se remontan al año 1360. La Biblioteca reúne  21,247 manuscritos siendo los más antiguos papiros egipcios en griego antiguo. Señaló que han realizado tres importantes proyectos de digitalización, entre ellos el de los manuscritos y libros raros. Su base de datos denominada Manuscriptorium, permite el acceso a 400,000 registros y 110,767 títulos digitalizados.

El Dr. Clemens Gütl, del Archivo de la Fonoteca de la Academia Austríaca de Ciencias (Premio Jikji 2007), intervino en segundo lugar; es el archivo sonoro más antiguo del mundo que se encuentra en Viena. Dio a conocer algunos proyectos de digitalización que se llevan a cabo en diversas instituciones, demostrando que su experiencia radica en la digitalización de archivos sonoros históricos. Mencionó que desde su fundación en el año 1899, su archivo ha sido referencia obligada para los investigadores austríacos, especialmente en el campo de la cultura y  las humanidades.

Señaló que a partir de enero de 2018 el Archivo Fonográfico participa como socio en el Proyecto NEMOSINE, de la Unión Europea, Horizonte 2020; éste  se centra en el desarrollo de soluciones innovadoras de envasado inteligente para el almacenamiento y la conservación del patrimonio cultural del siglo XX de artefactos a base de derivados de celulosa.

Participa en el Proyecto  de Alerta de Cinta magnética, cuyos objetivos son: subrayar la importancia de las colecciones audiovisuales como documentos relevantes para la diversidad cultural y lingüística; buscar sistemáticamente colecciones escondidas y dispersas que  todavía están fuera de la custodia profesional de archivos; alertar a las partes interesadas de la inminente y creciente amenaza de perder colecciones insuficientemente bien gestionadas, específicamente grabaciones de audio y video aún en su soporte original de cinta magnética, por obsolescencia de equipos de repetición; y finalmente evaluar el orden de magnitud del patrimonio audiovisual bajo la amenaza de perderse al no ser transferido a los repositorios digitales a tiempo.

La representante de los Archivos Nacionales de Malasia, (Premio Jikji 2009)  Azimah Mohd Ali, presentó su trabajo sobre la Administración y preservación digital de los archivos en Malasia. Expuso las etapas del  proyecto denominado  digitalización E-Spark el cual implementó a partir de 2007 la creación del Sistema ERMS (Electronic Records Management Services), mismo que logró ser implementado en todas las agencias gubernamentales. El proyecto formó parte del Plan de Modernización Administrativa  de Malasia cuyo equipo de trabajo logró incluir como recomendación la utilización del Sistema de Administración de Documentos Digitales. Para ello presentó las asociaciones estratégicas que desea establecer a fin de que le permitan asegurar la implementación de las políticas, lineamientos y procedimientos que se desprenden de los estándares y la normatividad establecidas.

De los Archivos Nacionales de Australia  (Premio Kikji 2011),  acudió la asistente del director general, Teresa Ward, quien como parte del grupo de trabajo de archivos digitales  de la institución comentó el papel actual de su institución, que  tiene como objetivos: establecer los estándares de gestión de la información para las agencias gubernamentales australianas; autorizar la destrucción de la información  gubernamental de conservación temporal; gestionar la información de conservación permanente como parte de la colección del Archivo Nacional; preservar y asegurar la colección del Archivo Nacional; garantizar que el acceso público a la colección del Archivo Nacional se proporcione en la mayor medida posible conforme a la ley, teniendo en cuenta la privacidad, la seguridad, la confianza y el interés público.

Comentó que los Archivos Nacionales de Australia han centrado especial  atención en lo digital habiendo adoptado en el año 1994 el liderazgo en el gobierno australiano en cuanto a la gestión de la información digital. Mostró el avance en la incorporación cada vez mayor de las agencias gubernamentales al programa de digitalización, así como de su transformación en 2018.

En la participación de la Lic. Amanda Rosales Bada, subdirectora de ADABI de México, con la ponencia titulada  “En busca de la Cooperación global y agenda para la  preservación documental de la UNESCO”,  destacó los méritos por los cuales la asociación se hizo acreedora al Premio Jikji en el año 2013.

Señaló cuáles son sus objetivos y las líneas de acción que ha adoptado para llevar a cabo su misión, la cual define como “la defensa del patrimonio documental y bibliográfico de México, y en consecuencia la revaloración y uso de la memoria histórica como fuente para el fortalecimiento de la identidad nacional”.  Señaló que al celebrar este año su XV aniversario había sido motivo para una autorreflexión misma que había  arrojado resultados sorprendentes, los cuales explicó en su presentación. Hizo referencia en cuanto al número de proyectos  realizados (1,877); número de archivos rescatados (745 con un total de 14,000 metros lineales); 770 títulos publicados; 54 colecciones bibliográficas rescatadas que se incorporan al Catálogo Colectivo de Fondos Bibliográficos Antiguos de México, un total de 186,383 registros  y 66 colecciones fotográficas, estabilizadas, organizadas y catalogadas. Y por último la inversión realizada a lo largo de estos años (10’,194, 637.00 U.S. Dlls.) cifra nunca antes vista en cuanto a inversión realizada en el rescate de archivos y bibliotecas en México.

Enfatizó acerca de los principios que rigen la filosofía de ADABI mismos que lo han llevado a crear una metodología que garantiza eficiencia y  resultados.

Por  último mencionó cuáles serían sus recomendaciones para lograr una cooperación en favor del patrimonio, a lo que señaló la necesidad de considerar como parte de sus políticas la participación de la sociedad civil, una capacitación permanente impulsando la profesionalización de archivistas y bibliotecarios, fomentar la difusión a través de publicaciones digitales que lleguen al mayor número posible de usuarios y aprovechar en favor de los archivos y bibliotecas las nuevas tecnologías.

El siguiente participante, el Lic. Miguel Ángel Bermejo Alonso, de la Unidad Técnica de Iberarchivos (antes ADAI), expuso en qué consiste el programa, cuántos miembros  constituyen la asociación, su estructura,  en qué consisten sus proyectos de archivos; en qué invirtieron el Premio Jikji que les fue otorgado en el año 2016 y  cuáles son sus programas de cooperación y redes sociales.

Por último, el representante de la organización premiada  en este año 2018, en su presentación titulada “Descubra a SAVAMA-DCI NGO” el Sr. Banzoumana Travore, coordinador de esta “Asociación especializada en la preservación y valoración de manuscritos para la defensa de la Cultura Islámica” presentó los antecedentes de esta ONG señalando que la iniciativa partió de una  llamada de auxilio poniendo énfasis en la forma en que se guardan los manuscritos en las familias y la ausencia de estructuras especializadas y organizativas para apoyar a estas bibliotecas familiares.

La asociación nació el 10 de junio de 2005 con el gobierno de la República de Mali, acuerdo que fue renovado en diciembre de 2007, y que aún  conserva los mismos objetivos, a saber, preservar y mejorar viejos manuscritos para la defensa de la cultura islámica.

Señaló que esta organización actúa a nivel nacional y sus actividades abarcan todo el territorio; su oficina central estaba en Mali, antes de la crisis y actualmente se encuentra en Bamaka.

Su misión consiste en proporcionar una mejor conservación y valoración del marco de referencia para los manuscritos antiguos en África Occidental que permita a los titulares y gestores del patrimonio escrito hacer un mejor uso orientado hacia el desarrollo socio- económico y cultural.

A manera de conclusión señaló que la Asociación está convencida de que la mejor manera de perpetuar el patrimonio escrito es impulsar su estudio y su amplia difusión, pues aunque el documento físico pudiera deteriorarse con el tiempo, las ideas transmitidas marcarán permanentemente los espíritus. Por último recomendó que las instituciones nacionales e internacionales a cargo de la protección, conservación y valoración del patrimonio escrito, se centraran en el desarrollo de nuevos significados para facilitar el acceso a los manuscritos; movilizar recursos humanos y económicos para apoyar trabajos de investigación científica, en particular a las universidades, a través de la creación de laboratorios  de estudio y análisis de estos documentos.

En el cierre de la sesión, el Dr. Kwon Hu, representante de la UNESCO enfatizó que en la sesión del día siguiente llevaran sus comentarios acerca de las aportaciones que podrían hacer las instituciones participantes en la creación del Centro de Información del Patrimonio Documental de la UNESCO, el cual sería objeto de la sesión del día 3 de octubre.

En la Mesa Redonda del 3 de octubre se llevó a cabo la sesión que tuvo por tema,  “La expectativa global y cooperación para el Centro de Información del Patrimonio Documental  de la UNESCO (ICDH) “, objeto, en la cual el  Dr. Kwon Hu, representante de la UNESCO hizo los comentarios de apertura de la sesión e introdujo a los participantes.

El Dr. Du Won Lee, coordinador Académico y maestro de la Universidad de Cheong Ju,  presentó el proyecto de creación, señalando sus antecedentes, los cuales partieron de una iniciativa propuesta en la Mesa Redonda que tuviera lugar dos años atrás en seno de la reunión del premio Jikji Corea 2016.

Señaló que el objetivo principal de la creación el Centro era contribuir a salvaguardar y dar acceso al patrimonio documental del mundo, con la finalidad de apoyar y fortalecer el Programa Memoria del Mundo.

Comentó que los organizadores de la Mesa Redonda y autoridades de Cheong Ju tenían grandes expectativas de la participación de los siete representantes de las instituciones galardonadas y que con su expertise contribuyeran a la conformación del Centro, que tendrá su sede en Cheong Ju. Hizo énfasis en que esperan que estas aportaciones logren configurar su agenda y habló de la posibilidad de realizar intercambios con especialistas que aportaran sus conocimientos y experiencia.

Durante la sesión los representantes de las siete instituciones acreedoras a los Premios Jikji, hicieron sus comentarios respecto a lo que podría aportar, tomando en cuenta su especialidad o fortaleza y que incidiera en alguno de los cuatro programas contemplados en el esquema de creación del Centro planteados por el Dr. Lee: Preservación, Investigación, Educación y Relaciones Públicas.

Así todos y cada uno mencionaron sus puntos de vista y su posible aportación al fortalecimiento de los objetivos del Centro.

En el caso de ADABI, la Lic. Rosales, mencionó sus propuestas y subrayó la experiencia de la asociación en el rescate, preservación y difusión de archivos, así como en el tema de la restauración de las colecciones.

Por último el Dr. Kwon Hu, representante de la UNESCO hizo hincapié en que eran relevantes los objetivos del Centro para  apoyar  el Programa Memoria del Mundo de la UNESCO. Para ello convocó a los miembros de la Mesa Redonda a cooperar en los fines que persigue, señalando la importancia de la cooperación interinstitucional.

Es un orgullo para ADABI formar parte de este grupo y participar con sus propuestas en la creación de este Centro. Rosales.

[1] Jikji es el título abreviado de un documento budista coreano, cuyo título completo traducido es "La antología realizada por el monje Baegun de las enseñanzas de los sumos sacerdotes sobre la identificación del espíritu de Buda mediante la práctica de Seon" Fue impreso en 1377 durante la dinastía Goryeo, y es el más antiguo libro existente impreso con letras de metal móviles.